Almacenes París deberá indemnizar a empleada despedida por lesbiana

almacenes parís

La empresa del holding Cencosud deberá pagar más de 2,5 millones de pesos a la mujer que argumentó malos tratos, persecución e insultos reiterados.

El Primer Juzgado de Letras del Trabajo de Santiago dictaminó que la empresa del retail Logística y Distribución Almacenes París Ltda., ligada a holding Cencosud, debe indemnizar a una trabajadora que recurrió a la justicia denunciando haber sido despedida por su condición homosexual.

La operaria de bodega, cuyo nombre fue protegido por la justicia, señaló ante los tribunales que fue despedida en febrero de este año en forma discriminatoria y arbitraria por su condición homosexual, la que era conocida por la empresa.

La firma en ese momento argumentó la causa como “necesidades de la empresa”, señalándole que su cargo iba a ser suprimido, lo que no ocurrió.

Acusa que este despido fue el fin de un creciente período “de persecución laboral acoso, malos tratos, reiterados insultos” que se inició con la llegada de un nuevo jefe en 2013, quien según la demandante solía hacer comentarios como: “a ésta yo no la puedo mirar o tratar como mujer, para mí es un hombre”.

En sus descargos, la empresa señala que las acusaciones son falsas ya que al pertenecer al “Holding Cencosud, del cual tiene más de 148 mil 504 colaboradores al año 2014, entre los distintos países donde desarrolla actividades. Dicho esto, de la planta de trabajadores, existen de toda índole de credos, razas, orientación política o sexual, es decir, para la empresa demandada no le es relevante ni por cerca la orientación sexual que pudiera tener un trabajador en la empresa o en lo particular la demandante de autos”.

Sin embargo, el tribunal le encontró la razón a la demandante y determinó “la existencia de la lesión de los derechos fundamentales denunciada en cuanto a que la demandada discriminó a la actora por su condición homosexual”. Por ello, condenó a la empresa denunciada al pago de 2 millones 282 mil 350 pesos, monto correspondiente a siete remuneraciones, y además 293 mil 445 pesos, por recargo del 30 por ciento por años de servicios.

Asimismo, la sentencia establece que “como medida de reparación de las consecuencias derivadas de la vulneración de los derechos fundamentales, la demandada deberá capacitar acerca de la discriminación en materia laboral y las garantías fundamentales protegidas por el legislador a través de la acción de tutela, a sus supervisores y jefaturas directas de ésta realizando un mínimo de 15 horas, que no podrá distribuirse en menos de seis jornadas de 2.5 horas de duración en un período de dos meses calendario. Asimismo, deberá solicitar disculpas por escrito a la actora”.

Por nuestro medio asociado Nación.cl

Agregar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *