Autora de biografía sobre Don Francisco recuerda que es “pionero en el rubro” de acosos en tv

don francisco

“No sólo se me cerraron las puertas laborales cuando lancé la investigación, sino que también recibí amenazas solapadas y anónimas por mi libro”, contó Laura Landaeta.

Periodista Laura Landaeta publicó una columna en El Mostrador, donde señala que tras la publicación de la biografía no autorizada sobre el animador “no sólo se me cerraron las puertas laborales cuando lancé la investigación, sino que también recibí amenazas solapadas y anónimas por mi libro”.

La periodista Laura Landaeta, autora de “Don Francisco: Biografía no autorizada de un gigante”, recordó este viernes, en una columna publicada en El Mostrador, que el popular animador “ha generado a su alrededor un halo de impunidad frente al abuso de poder, el acoso, la discriminación en rutinas de humor cargadas de machismo, clasismo y desdén hacia minorías sexuales, ancianos y personas con capacidades diferentes”.

Landaeta, quien escribió también una biografía no autorizada sobre Cecilia Bolocco, llamada “Reina de Corazones”, señala en la columna que el animador dio -hace algunos días- “una entrevista a La Tercera y se refiere a la relación con las mujeres “como un juego”, algo sin doble intención y muy respetuoso, algo incluso infantil. Pero la verdad, hubo casos de acoso desmedido y abuso de poder, según los numerosos testimonios que recogí a lo largo de la investigación. Y ya está bueno que digamos las cosas por su nombre. No sólo se me cerraron las puertas laborales cuando lancé la investigación, sino que también recibí amenazas solapadas y anónimas por mi libro”.

“El círculo de protección de Don Francisco en la televisión chilena, muchos de ellos rostros y líderes de opinión que reaparecen de tanto en tanto en la Teletón –que este año cumple 40 años- está muy vivo. En público se refieren a él como si se tratara de una dignidad eclesiástica. En privado, comentan pero se cuidan… callan. Tienen miedo, pero los tiempos cambian, los ídolos caen y los intocables, se pueden tocar”.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *