Caso Luchsinger: En prisión preventiva machi imputado por atentado

Celestino Serafín Córdova Tránsito (en la foto) fue formalizado por 2 atentados incendiarios terroristas. En la audiencia de formalización se dio a conocer dramático llamado de auxilio de Vivianne MacKay.

En prisión preventiva quedó el machi Celestino Serafín Córdova Tránsito, de 26 años, por su presunta participación en el atentado incendiario en que murieron el agricultor Werner Luchsinger Lemp y su esposa Vivanne MacKay González, el viernes 4 de enero pasado en Vilcún.

El fiscal a cargo del caso, Francisco Ljubetic, jefe de la Fiscalía Regional de La Araucanía, imputó a Celestino Córdova por dos atentados incendiarios terroristas: el primero, que costó la vida al matrimonio Luchsinger – MacKay y el segundo, al fundo Santa Isabel, el 23 de diciembre de 2012 en Lautaro.

La audiencia se realizó en medio de fuertes medidas de seguridad en el Juzgado de Garantía de Temuco y sólo la primera parte de ella fue pública. La entrega de antecedentes fue privada, pero se supo que se difundió el dramático llamado de auxilio de Vivianne MacKay a Carabineros.

 

Dramático llamado de auxilio

En este contacto telefónico, difundido con la autorización de los familiares de las víctimas, se escucha a Vivianne MacKay pidiendo ayuda a Carabineros del sector. Según el registro de audio, la mujer afirma que “mi marido está herido, nos están quemando vivos”.

En otra parte del audio se escucha: “Por favor vengan luego, nos están disparando. Werner está herido”. Sin embargo, los resultados de las autopsias dados a conocer en la audiencia arrojaron que ninguno tenía heridas de bala, a pesar de los casquillos que se encontraron en el lugar de los hechos.

La llamada se realizó a las 01.20 horas y, tras la reacción de Carabineros, Celestino Córdova fue detenido a 600 metros de la casona incendiada. Tenía una herida de bala en el tórax, debido supuestamente a un disparo que habría realizado Werner Luchsinger al defenderse del ataque.

 

Investigación será secreta por 70 días

Celestino Córdova, miembro de la comunidad de Lleupeco, también fue formalizado por los delitos de robo con violencia e incendio común de tres vehículos. El juez Luis Olivares dio un plazo de investigación de seis meses, pero la investigación seguirá siendo secreta durante 70 días.

En cuanto a José Córdova, de 30 años, hermano del imputado, sólo se le formalizó por porte ilegal de arma de fuego. El miércoles pasado, cuando fue detenido en su domicilio, se le encontró un revólver calibre 22. No se comprobó su participación en el atentado incendiario de Vilcún.

En el exterior del Juzgado de Garantía se enfrentaron grupos de comuneros mapuches y agricultores. Los incidentes de agravaron después de conocerse la prisión preventiva del machi Celestino Córdova, quien ingresó al tribunal de manera desafiante y con el puño en alto.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *