Condenan a 15 años de presidio a neonazi de Villarrica que abusó sexualmente de sus hijastras

Condenado Vladimir Ferrada Grandón en Villarrica

En el juicio se estableció que parte de los delitos ocurrieron en un contexto místico- religioso, en ceremonias de “transmisión de energía” y rituales de iniciación sexual, donde el condenado daba a consumir a sus víctimas alcohol y ayahuasca.

La Fiscalía logró condenar a Vladimir Ernesto Ferrada Grandón a la pena de 15 años de presidio, por los delitos de abuso sexual infantil reiterado, abuso sexual reiterado y estupro, cometidos en prejuicio de dos menores de edad, hijas de su pareja, en la comuna de Villarrica.

Los fiscales Roberto Garrido y Néstor Riquelme, acreditaron que el año 1995, el condenado comenzó una relación de convivencia con la madre de las niñas, de 5 y 3 años aproximadamente, en una parcela ubicada en el kilómetro 8,5 del camino Villarrica – Pucón.

Dentro de este núcleo familiar, Ferrada Grandón asumió el rol paterno, lo que generó en las niñas una relación de dependencia emocional hacia él, lo que le permitió tener una posición dominante que utilizó para realizar diversas acciones de connotación sexual en contra de las víctimas, que se desarrollaron progresivamente y en forma reiterada en el tiempo entre los años 2000 y 2008.

En base a la declaración de testigos y peritos, se pudo establecer que una parte de los abusos sexuales fueron cometidos en un contexto “místico-religioso”, en ceremonias de transmisión de energía y rituales de iniciación sexual inspiradas en enseñanzas tipo tántricas e hindú, en las cuales Vladimir Ferrada Grandón forzó a sus hijastras a consumir alcohol y ayahuasca.

 

Esotérico y neonazi

Tanto en la investigación como en el juicio desarrollado en el Tribunal Oral de Villarrica, surgieron antecedentes relativos a la pertenencia del acusado a grupos que seguían doctrinas nacionalsocialistas y de corte esotérico.

“Es un antecedentes que surgió en el juicio para demostrar que ejercía un liderazgo, no sólo en la familia en concreto, sino también en ciertos círculos sociales. Incluso uno de los testigos que aportó la propia defensa señala que él oficiaba ciertas ceremonias religiosas y era una persona de vasta cultura que ejercía influencia en los demás”, explicó el fiscal Roberto Garrido.

“Durante el tiempo que estuvo prófugo, detectamos además que subía a diferentes sitios web y blogs escritos en contra de las víctimas, donde él dejaba ver cuál era su ideología, tanto del punto de vista religioso como político”, precisó el persecutor.

Por Jaime Arancibia

2 thoughts on “Condenan a 15 años de presidio a neonazi de Villarrica que abusó sexualmente de sus hijastras

Agregar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *