Diputados aprueban anular corrupta Ley de Pesca y ahora pasa al Senado

De los parlamentarios de La Araucanía, los de extrema derecha, Mauricio Ojeda y Gloria Naveillán, decidieron nada menos que abstenerse.

Una amplia mayoría de los diputados y diputadas apoyaron la jornada de este lunes la propuesta de nulidad de la Ley de Pesca, conocida como “Ley Longueira”, y que tuvo su origen en las tratativas entre las empresas como Corpesca, con parlamentarios de la UDI, entre ellos su propia presidenta en la época, Jacqueline van Rysselberghe y el entonces senador por Tarapacá, Jaime Orpis, que hoy cumple condena por el pago de coimas.

De los parlamentarios de La Araucanía, los de extrema derecha, Mauricio Ojeda y Gloria Naveillán, decidieron nada menos que abstenerse.

Durante la sesión de ayer, el diputado que impulsó la iniciativa, Luis Cuello (PC), comentó que se trata de una ley de origen corrupto y por eso debe ser eliminada del catálogo normativo de nuestro país.

“Me correspondió el año 2016, en mi calidad de jefe de asesores de la bancada del Partido Comunista, redactar este proyecto de ley de nulidad de la Ley de Pesca y formular una tesis jurídica que establece la atribución del Congreso Nacional para anular una ley cuando ha estado hecha bajo la sombra de la corrupción, como es el caso de la Ley Longueira. Creo que es muy relevante que hoy la Cámara de Diputados haya aprobado este proyecto, porque significa sentar un precedente: nunca más leyes corruptas”, precisó Cuello.

Mientras el diputado Jorge Brito, de Revolución Democrática, coincidió en que se trata de una ley corrupta que benefició a un pequeño grupo de empresas perjudicando a miles de familias que viven de la pesca a lo largo de la costa chilena.

“Sabemos cómo esta ley que favoreció a siete familias actuó en desmedro de casi 100 mil familias trabajadoras de la pesca artesanal”, recordando además que “los tribunales demostraron que a políticos especialmente de la UDI como el senador Orpis y Marta Isasi se les pagó para favorecer a estas familias de la industria pesquera”.

Tras despachar el proyecto a la Cámara Alta, el parlamentario oficialista afirmó que “debe ser difícil para algunos que ya eran senadores en esa época reconocer que le otorgaron derechos a perpetuidad a siete familias en desmedro de todo Chile”, agregando que “perpetuar la Ley de Pesca corrupta ahora es de exclusiva responsabilidad del Senado”.

De esta manera, el diputado Brito manifestó su compromiso con las y los pescadores del país. “Estamos contentos, porque se ha luchado bastante para llegar a este día” y aseguró que “seguiremos empujando para que el Senado tramite el proyecto con la celeridad que amerita”.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *