Gabriel Boric en su primer discurso: “Por ningún motivo podemos tener un Presidente que le declare la guerra a su propio pueblo”

“El respeto a los derechos humanos es siempre y nunca por ningún motivo podemos tener un presidente que le declare la guerra a su propio pueblo. A las víctimas de violaciones de Derechos Humanos de todos los tiempos, no nos cansaremos de buscar verdad, justicia y reparación”, deslizó.

El Presidente electo, Gabriel Boric, se dirigió al país con una alta convocatoria desde el centro de Santiago, donde se instaló un escenario frente a miles de personas.

“Gracias a ustedes, a todas las personas y a todos los pueblos que habitan este lugar llamado Chile. Es un momento histórico tremendamente emocionante. Lo hicieron en el duro y noble norte, en el lluvioso y mentoso sur, en el caluroso centro, Juan Fernández y en la Antártica chilena. Lo hicieron en el extranjero. No importa en este momento si lo hicieron por mi o por mi contrincante”, comenzó diciendo el nuevo Presidente de la nación.

“Quiero agradecer a quienes hicieron posible esta campaña, a los miles de independientes, a las asociaciones que vienen buscando una justicia social para el país hace años. Esta campaña desbordó todas nuestras expectativas. Se pudo avanzar de esta misma manera hacia un triunfo categórico. Este mismo compromiso será necesario durante todos los años de este Gobierno para recorrer todos los cambios”, expresó el magallánico.

Además, Gabriel Boric se refirió al rol clave que tuvo la expresidenta del Colegio Médico, Izkia Siches. “Quiero agradecer a mi jefa de campaña Izkia Siches, que se la jugó recorriendo todo el país por esta campaña, mirando a los ojos de su hija, diciendo que sabía lo que tenía que hacer, y lo hizo”.

Asimismo, hizo un gesto importante a los niños y niñas de Chile. “Quiero agradecer a alguien ausente de los discursos de los políticos, a los niños y a las niñas que nos llenaron de cariño en este viaje, que nos llenaron de dibujos hermosos, que expresaban con inocencia la esperanza del Chile al que aspiran, un Chile verde, lleno de amor, que cuide a los animales y la naturaleza. Hemos mirado a lo largo de nuestro país a los ojos de los niños y niñas de Chile, y sé que no les podemos fallar. Quiero agradecer a las mujeres de nuestra patria, que se organizaron para defender los derechos para poder alcanzar”

“Un nuevo Chile en unidad”

“Sé que la historia no parte con nosotros, me siento heredero de una larga trayectoria histórica que ha buscado la justicia y la ampliación de la democracia. Seré el Presidente de todos los chilenos y chilenas, de quienes votaron por este proyecto y por quienes no eligieron esta alternativa”, expresó.

También, el Mandatario electo de Chile, dijo fuerte y claro. “Las demandas de justicia y dignidad siguen presentes en el corazón de la gente. Estaremos seguros que un crecimiento económico que se asienta en la desigualdad profunda tiene pies de barro. Sólo juntos podremos avanzar hacia un crecimiento económico próspero”.

“Mi compromiso es cuidar la democracia. Una democracia sin la gente no es realmente una democracia. Los avances sustantivos que van a ser sólidos requieren de diálogo y acuerdos. El respeto a los derechos humanos es siempre y nunca por ningún motivo podemos tener un presidente que le declare la guerra a su propio pueblo. A las víctimas de violaciones de Derechos Humanos de todos los tiempos, no nos cansaremos de buscar verdad, justicia y reparación”, deslizó.

“Haremos los barrios más seguros y libres de narcotráfico. Fomentaremos el deporte, la ciencia, una nueva relación con los pueblos originarios, reconociendo el derecho de los pueblos originarios de mirar el mundo desde otras perspectivas lingüísticas y culturales”, siguió.

“Poner el cuidado del medioambiente como prioridad será una de nuestras tareas. El cambio climático no es una invención, está acá, genera efectos en nuestras vidas y en la de otras generaciones. Diremos no a Dominga. No podemos mirar para el lado, cuando nuestros campesinos y agricultores no tienen agua, que es un drama que se vive en todo Chile, y que cuando se destruye por la avaricia de unos pocos”.

“Hoy la esperanza le ganó al miedo. Tendrán un presidente abierto para escuchar críticas constructivas que apunten a mejorar”, señaló ante miles de personas.

“Chilenos y chilenas, llegamos hasta acá con un proyecto de Gobierno que se puede sintetizar en: Avanzar con responsabilidad en los cambios estructurales, sin dejar atrás a nadie. Estamos parados sobre hombros de gigantes, sé que en los años que vienen se juega el futuro de nuestro país. Seré un Presidente que cuidará a la democracia y un Presidente que escuchará más de lo que habla”, cerró Gabriel Boric, que con una amplia votación, será el presidente número 34 de la historia del país, con 35 años.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *